6 alternativas naturales a las pastillas para dormir

6 alternativas naturales a las pastillas para dormir

6 alternativas naturales a las pastillas para dormir

Las personas que sufren de problemas para conciliar el sueño y permanecer dormidos durante la noche, pueden caer en la tentación de pensar que recuperarán el sueño perdido tomando pastillas para dormir. Hay algunos aspectos importantes que deben ser considerados antes de tomar alguna pastilla.

La eficacia y la seguridad de las píldoras para dormir pueden variar ampliamente y por lo general tienen el propósito de ser una solución a corto plazo ante la falta de sueño. Para muchas personas simplemente cambiando algunas cosas en su estilo de vida y el uso de de ciertos remedios naturales a base de hierbas sería suficiente. Además el uso de pastillas para dormir puede traer aparejado efectos secundarios no deseados.

Las pastillas para dormir sólo tratan los síntomas de insomnio y no son una cura para ellos. Las razones para las cuáles una persona no puede dormir son muchas y el consumo de esta medicación simplemente enmascara el problema.

La ingesta de este tipo de medicamentos en general, seguramente tendrá efectos negativos que incluyen distracción, estado confuso de la mente, sequedad de boca y somnolencia durante el día después de su uso.

Muchos individuos desarrollar una tolerancia a estos medicamentos y tienen que aumentar cada vez más la dosis para obtener resultados. Esto conlleva a un gran riesgo, ya que la persona puede volverse dependiente de la droga, y tener que lidiar con síntomas de abstinencia, temblores, sudoración y náuseas si la medicación se interrumpe por alguna razón.

Las poderosas sustancias que se incluyen en muchas píldoras para dormir pueden interactuar con otros medicamentos y causar problemas. Esta interacción puede conducir a un aumento de los efectos secundarios y puede ser peligroso para la salud cuando se utiliza con analgésicos u otros sedantes.

Si la medicación utilizada para dormir se ha utilizado durante algún tiempo, hay una buena posibilidad que los problemas de sueño empeoren si suspendes su uso por cualquier razón.

El déficit crónico de sueño podría ser resultante de graves dolencias psicológicas o fisiológicas que requieren el cuidado de un médico y podrían estar ocultos por el uso de estos medicamentos.

Utilizar remedios herbarios es una buena alternativa a las pastillas para dormir. Son seguros de utilizar durante largos períodos y además son naturales.

La hormona endocrina melatonina es producida por el cuerpo a fin de alentar el sueño. Las personas pueden llegar a tener una deficiencia de esta hormona, especialmente a medida que envejecen.

Los suplementos de melatonina podrían compensar esto y permitirle dormir bien.

También se pueden utilizar infusiones herbales como por ejemplo el té de manzanilla.

La raíz de valeriana tiene una larga historia de uso, es una buena ayuda para conciliar el sueño y como sedante. Es un buen aliado para aquellas personas que sufren de insomnio crónico, ya que es más eficaz cuando se utiliza durante un período prolongado.

Otra terapia herbal tradicional para las personas que no pueden dormir es la pasiflora. El bálsamo de limón ayuda a calmar los nervios. La lavanda se emplea en la aromaterapia como ayuda para dormir.

Por lo tanto antes de consumir pastillas, busca soluciones naturales como las que te acabo de mostrar.

Reporte